Noticia

Gobierno resalta medidas de control que ha impulsado contra el Zika

El aumento de casos continúa pese a los esfuerzos interagenciales que se llevan a cabo desde enero para controlar el virus


10 de julio de 2016 – San Juan – Diversas agencias gubernamentales, lideradas por la Agencia Estatal para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (AEMEAD), resumieron hoy los esfuerzos que se han adelantado por los pasados meses con el propósito de atender la emergencia de salud provocada por los casos de personas contagiadas con el virus del Zika en el país.

Las autoridades locales se encuentran trabajando activamente desde principios de año, tras la aparición del primer caso del virus en Puerto Rico el 31 de diciembre del 2015, en el control y prevención del Zika con el fin de salvaguardar la salud y calidad de vida de todos los residentes de la isla. Además, luego de haberse asociado este virus con nefastas consecuencias para la salud incluyendo posibles defectos congénitos durante el embarazo, la administración del gobernador Alejandro García Padilla ha sido proactiva. El pasado 5 de febrero el gobernador emitió una orden ejecutiva decretando un estado de emergencia de salud pública y creando la Alianza Nacional para combatir el Zika. Esta medida puso en marcha un plan de prevención y control que reúne esfuerzos de diversas entidades encargadas de la salud y bienestar de la población.

Agencias gubernamentales como el Departamento de la Vivienda; la Administración de Vivienda Pública (AVP) y el Departamento de la Familia son parte de los entes que participan de la Alianza Nacional para combatir el Zika, cuyo comité timón incluye a la AEMEAD, el Departamento de Salud, la Junta de Calidad Ambiental (JCA) y la Junta de Gobierno del Servicio 9-1-1, para orientar y educar a la ciudadanía sobre cómo prevenir este virus.

En el caso particular de AEMEAD, la agencia ha servido de enlace entre el resto de las agencias gubernamentales y los municipios, desarrollando planes de acción junto a los alcaldes con el apoyo de las diferentes instrumentalidades del gobierno. Entre las acciones concretas desarrolladas por AEMEAD para impactar los municipios se encuentran: la distribución de kits de prevención; la aspersión en comunidades; el recogido de neumáticos junto a la JCA; las visitas a escuelas, industrias y hospitales con el fin de ofrecer orientación a la comunidad; y la inspección y limpieza de lugares públicos, entre los cuales se encuentran los cementerios, uno de los principales focos de propagación del mosquito que trasmite el virus.

Asimismo, la Junta de Gobierno del Servicio 9-1-1, mediante su Línea de Servicios de Gobierno 3-1-1, atiende y canaliza con la AEMEAD los reportes de posibles criaderos de mosquito. Desde el 6 de febrero al 9 de julio de 2016 se han atendido 2,171 querellas de posibles criaderos en el 3-1-1 y otros 99 a través de www.e911.pr.gov. De igual forma, operadores han contestado preguntas sobre el Zika a 1,792 ciudadanos.  El 3-1-1 mantiene además un Registro de Mujeres Embarazadas y comparte esa información al instante con el Departamento de Salud para lograr una coordinación efectiva de servicios.

El Departamento de Salud, a través del programa WIC (por sus siglas en inglés), ha puesto en marcha una activa campaña de prevención donde han logrado distribuir 11,706 kits de prevención en 37 clínicas del programa en los 26 pueblos de mayor incidencia de contagios; ha repartido 400,000 condones para evitar el contagio por vía sexual; ha distribuido folletos con material educativo en sus clínicas y promovido dicha información a través de las redes sociales. También, se mantiene constantemente ofreciendo orientación a las mujeres embarazadas que visitan las clínicas sobre la prevención y control del virus y realizando visitas a los hogares de éstas para evaluación, orientación y fumigación de sus viviendas.

Por su parte, el Departamento de la Familia continuará su campaña de prevención de forma activa durante el verano, donde planifica repartir condones en playas y actividades al aire libre para continuar concientizando a la población sobre la importancia de evitar el contagio por vía sexual.

El Departamento de Educación (DE) también se ha unido a estas iniciativas de prevención para salvaguardar la salud de los estudiantes en las escuelas públicas del país. La Oficina para el Mejoramiento de las Escuelas Públicas (OMEP) instaló rejillas con agarraderas en los respiraderos de los pozos sépticos y tanques de retención, que constituyen focos de propagación del mosquito que transmite el virus. Estos trabajos se realizaron en 497 escuelas. Asimismo, el DE se presta a retomar su campaña de orientación sobre el Zika en todas las escuelas ante el inicio del nuevo año escolar. La orientación será parte de la Agenda Sistémica de Inicio de Clases y buscará proveer información sobre cómo protegerse contra el virus del Zika y sobre las medidas de precaución que se deben tomar en las escuelas y comunidades. Del mismo modo, la Secretaria Auxiliar de Servicios de Ayuda al Estudiante y su Programa de Enfermería Escolar duplicarán sus esfuerzos de orientación y prevención y trabajarán en el mejoramiento de la recopilación de datos sobre casos detectados en las escuelas.

La Administración de Vivienda Pública igualmente ha puesto en marcha prácticas de prevención en los residenciales públicos del país. Las primeras fases del plan implementado en los residenciales incluyeron la limpieza y recogido de escombros para eliminar posibles criaderos de mosquitos así como el ofrecimiento de charlas educativas a la comunidad, la cuales fueron reforzadas con orientación directa a las Juntas Residenciales. El 28 de julio se habrá completado el ciclo de orientaciones a todas las Juntas Residenciales de los 332 residenciales públicos en la isla.

La AVP también implementó una fase de fumigación que se estará llevando a cabo de forma trimestral. Al momento, ya se ha fumigado el 53% de las unidades en los residenciales públicos, incluyendo todas en las que reside una mujer embarazada, y trabajan para que en agosto se haya alcanzado el 100% de fumigación del primer ciclo. Asimismo, la AVP ha colocado 1,832 “telas metálicas” en 130 unidades de embarazadas con una inversión de $85 mil, provenientes en su totalidad de fondos federales.

Por otro lado, tras un acuerdo colaborativo entre la Administración de Desarrollo Socioeconómico de la Familia (ADSEF) y el Departamento de la Vivienda se comenzarán a instalar “telas metálicas” en las residencias subsidiadas de mujeres embarazadas y en edades reproductivas. Para ello, se utilizará durante este año la asignación de $226,539 del Programa de Asistencia en Energía para Hogares con Ingresos Bajos (LIHEAP, por sus siglas en inglés) que lograron las agencias locales. Los participantes de los programas Sección 8 y “Rental Assistance del Continuum of Care” del Departamento de la Vivienda podrán solicitar prontamente este beneficio.

A pesar de las medidas anteriormente señaladas, que muestran el compromiso advenido por las autoridades locales desde principios de año, ha habido un drástico aumento en el patrón de contagios del virus. Según el más reciente informe, ha habido un alza de 30% en los casos y se espera que en el 2017 uno de cada cuatro adultos se haya contagiado, pudiéndose registrar inclusive más de 200,000 casos para finales de este año. Asimismo, el número de embarazadas contagiadas, esta última semana, se ha disparado en un 28%. Al momento, se han confirmado 3,101 casos de personas contagiadas con Zika, dentro de los cuales 476 son embarazadas.

Consecuentemente, las agencias gubernamentales aprovecharon la ocasión para hacer un llamado a la ciudadanía a que participen del plan de prevención y control impulsado por la administración de García Padilla con el fin de protegerse de las consecuencias y retos del virus del Zika.

###

Anuncios

Deja un comentario